Viuda Negra llega tarde y aporta poco

Una de las películas más esperadas de la temporada era Viuda Negra. Y lo era por varios motivos. Por un lado por centrarse en el personaje de Natasha Romanoff encarnada por Scarlett Johansson y darle la película que se merecía. Por otro por ser la película que, en teoría, iba a inaugurar la Fase IV del MCU de Marvel. Y por último, por los múltiples retrasos en su estreno debido a la pandemia.

Lo cierto es que tanta expectativa, no voy a andarme con rodeos, solo ha conseguido causar una mayor decepción al ver el producto final. Viuda Negra es uno de los personajes más queridos de las películas de Marvel, y del que todos queríamos ver una película propia. En especial tras los sucesos ocurridos en Vengadores: Endgame.

Sin embargo, Viuda Negra se queda a medio camino de todo. No es, desde luego, una película de origen del personaje que profundice en él como querríamos. Pero tampoco es una sólida película de acción y aventuras. Sí, hay mucha acción, pero resulta rutinaria y cortada por el mismo patrón de siempre. Una cinta innecesaria y olvidable que no le hace justicia al personaje construido por Johansson durante una década.

La historia de Viuda Negra trascurre tras todo lo acaecido en Capitán América: Civil War (2016). Quizá ese hubiera sido mucho mejor momento para producir esta película y no ahora, como apertura de la Fase IV con la que no tiene nada que ver.

Lo único que nos aporta sobre el pasado de Natasha Romanoff es la relación con sus padres y la aparición de su hermana. David Harbour -al que conocemos de Stranger Things– como Alexei, el padre, no aporta mucho, más allá de introducir a El Guardián Rojo. Rachel Weisz como Melina, la madre, hace un papel insignificante para la categoría de esta actriz. En cualquier caso, ambos personajes están desperdiciados por completo.

También hay que mencionar la presentación de El Supervisor, un villano de Marvel con mucho potencial y que aquí, como no, se queda a medio camino de tener un buen desarrollo.

La más interesante es sin duda Florence Pugh como Yelena Belova, la hermana de Natasha Romanoff. A Pugh la hemos visto billar en películas como Lady Macbeth (2016), Mujercitas (2019) y, en especial, Midsommar (2019). Sin embargo, da la impresión de que las películas de acción no son lo suyo. Eso, o que la mediocridad general de Viuda Negra también ha afectado a su interpretación.

Está claro que a la directora australiana Cate Shortland le viene grande este proyecto que se ha quedado en una película intrascendente de segunda fila.

Mucho más dará que hablar el debate sobre los pros y contras de estrenar las películas a la vez en cines y en plataformas digitales. Como ha hecho Disney en este caso en su propia plataforma Disney+, lo que ha provocado una demanda por parte de Scarlett Johansson. Pero eso es otra historia.

Viuda Negra
4.6 Puntuación total
Pros
- Volver a ver a Scarlett Johansson como la Viuda Negra
- Florence Pugh
Contras
- Desperdicia la oportunidad de profundizar en el personaje
- Es una cinta con mucha acción y poco trasfondo
Dirección
Guion
Arte
Actuaciones

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Suscríbete!

Ayúdame a potenciar el blog recibiendo un resumen semanal de las entradas, y además así no te perderás nada. ;)
 
* Este campo es obligatorio * Correo inválido
Holler Box