Diamantes en Bruto, la mejor actuación de Adam Sandler

Diamantes en Bruto (Uncut Gems) es otra de esas producciones para Netflix que vienen precedidas de muy buenas críticas y que respaldan la apuesta por la calidad de la compañía de vídeo bajo demanda. Además, cuenta con nada menos que con Martin Scorsese como productor, así que nada más que por eso hay que prestarle atención.

Diamantes en Bruto se centra en el personaje de Howard Ratner (Adam Sandler), un joyero de Nueva York acosado por las deudas que no sale de un problema para meterse en otro. Un «de mal en peor» en el que se mantiene en tensión prácticamente toda la película y que no da ningún respiro. Pero también es verdad que deja cierta sensación de lo ya visto que le resta puntos.

El trabajo en la dirección de los hermanos Ben y Joshua Safdie es muy personal y muy sólido. Apuestan por poner de los nervios al espectador a través de una acción frenética y sin descanso, y vaya si lo consiguen. El trabajo de cámara -de rápidos movimientos y encuadres muy cerrados-, unido a la utilización casi excesiva de la música de Daniel Lopatin hacen que toda la película sea un auténtico tour de force para el protagonista.

Sin embargo, aunque pueda parecer confusa estéticamente, Diamantes en Bruto no lo es en absoluto. El guion es claro y nunca se pierde. A lo que también ayuda su evidente simplicidad en cuanto a lo que es la historia se refiere. Pero desde el punto de vista de la construcción del guion no resulta para nada tan sencillo.

Y ahora hablemos de Adam Sandler, el absoluto protagonista de Diamantes en Bruto y también uno de los motivos por el que la película ha tenido tanta repercusión. Parece que hay unanimidad en que estamos hablando del mejor papel de su carrera. Sí, sin duda. Claro que eso tampoco es decir mucho. Poner a un actor cómico solvente en un papel serio suele dar estos resultados -como le ocurrió a Jim Carrey con el Show de Truman (1998)-.

Lo cierto es que Sandler hace un gran trabajo, en buena parte también mérito de la caracterización. Pero tampoco es que sea la mejor actuación que hemos visto. Cumple y es sin dudarlo un paso de gigante y una evolución clara en su carrera. Pero quizá quienes ensalzan la actuación de Sandler exageran un poco.

Diamantes en Bruto es una película más que interesante que merece la pena ver, aunque quizá no sea para todos los públicos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¡Suscríbete!

Ayúdame a potenciar el blog recibiendo un resumen semanal de las entradas, y además así no te perderás nada. ;)
 
* Este campo es obligatorio * Correo inválido
Holler Box