The Night Of es una miniserie tan clásica como excelente

The Night Of es una miniserie tan clásica como excelente

Hoy voy a hablar de una de las mejores series que he visto últimamente: The Night Of. En realidad no es una serie, sino una miniserie cerrada de 8 episodios. Un formato este que une lo mejor de mundo de las series y del cine. Te permite profundizar en la historia y los personajes mucho más que en una película, y a la vez sabes que el relato tendrá principio y fin. Es decir, que tendrá una coherencia y no te quedarás a medias cuando la productora cancele la serie -algo que ahora está empezando a pasar más de lo que nos gustaría-.

Además The Night Of es de la HBO, y eso se nota. Últimamente he sufrido varias decepciones con series mediocres o directamente malas de otras productoras -en especial Netflix-. Pero cuando vuelves a ver algo de HBO te das cuenta del abismo en cuanto a la calidad que hay entre sus propuestas y las de las demás.

The Night Of es todo lo contrario a una serie innovadora u original. Se trata de la típica historia procedimental de asesinato/investigación/juicio. Lo que los norteamericanos llaman “Who dunnit“, que podríamos traducir como “¿quién lo hizo?”. Además es un remake libre de la miniserie británica Criminal Justice (2008). Y hasta ahí sus peros, si es que eso pueden ser peros, puesto que las historias clásicas de crímenes, abogados y juicios casi siempre funcionan, y este caso no es la excepción.

Lo que marca la diferencia en The Night Of es su excelente calidad. Tanto la dirección de Steven Zaillian como los guiones de este junto a Richard Price son de lo mejor que he visto últimamente en series. Y por supuesto el aspecto técnico en cuanto a escenografía y fotografía está a la altura de lo que se espera de la HBO.

Lo más interesante de The Night Of es como a partir de que se comete el crimen -que funciona como Macguffin- la serie se dedica a desmontar sin piedad el sistema policial, judicial y penitenciario de los Estados Unidos. Nadie se salva de esta pesimista crítica al sistema.

Más allá de esto The Night Of no sería lo que es si no fuera por la inmensa presencia de John Turturro en pantalla. Su personaje, un modesto abogado de poca monta, es una mezcla entre Colombo y Saul Goodman, el de Breaking Bad. Aunque en un principio puede parecer que el protagonista de la serie es Riz Ahmed, como el joven universitario acusado del crimen, no cabe duda de que en realidad la estructura de la historia y todo gira entorno a Turturro, el cual demuestra casi en cada plano lo gran actor que es.

The Night Of no está exenta de sentido del humor. Eso sí, un humor agrio y pesimista pero que tiene su gracia y hace más llevadera la trama judicial.

En definitiva, que es muy recomendable. Vedla y me contáis qué tal.

Dejar un comentario